Si eres dueño de un vehículo, es probable que sepas que es importante mantenerlo en buenas condiciones para garantizar su funcionamiento óptimo y prolongar su vida útil. Sin embargo, a veces puede ser difícil saber cuándo es el momento adecuado para llevarlo al taller mecánico. 

De acuerdo con la revista AutoCrash, generalmente los técnicos recomiendan realizar el primer mantenimiento a los 5.000 kilómetros, el segundo a los 10.000 y a partir de ahí, más o menos, cada 15.000 o 20.000 kilómetros, siempre siguiendo lo indicado en el manual oficial del vehículo, y considerando la condición del carro por su antigüedad, uso frecuente, entre otros factores. Sin embargo, siempre pueden saltar averías imprevistas y problemas vehiculares que te tomarán por sorpresa y por los que debes estar alerta. ¡Toma nota!

En este artículo, te proporcionaremos 10 señales de que tu auto necesita ir al taller mecánico de inmediato.

La luz del motor de verificación está encendida

La luz del motor de verificación es una señal de advertencia importante de que algo no está bien en tu auto. Si esta luz se enciende, es importante llevar tu auto al taller mecánico de inmediato para identificar y solucionar el problema. Ignorar la luz del motor de verificación puede causar daños adicionales a otros componentes de tu carro y aumentar el costo de reparación.

El motor hace ruidos extraños

Si el motor de tu auto hace ruidos extraños, como golpes, ruidos de traqueteo o chirridos, es una señal de que algo no está bien en el motor. Estos ruidos pueden ser causados por una variedad de problemas, desde una correa suelta hasta un problema grave en el motor. Si notas ruidos extraños en el motor, lleva tu auto al taller mecánico para una inspección.

El freno no funciona correctamente

El freno es una parte vital de tu auto. Si tus frenos no responden adecuadamente cuando presionas el pedal, esto puede ser una señal de que hay un problema con el sistema de frenos. Si no se resuelve rápidamente, puede provocar un accidente. Lleva tu auto al taller mecánico inmediatamente para que puedas tener los frenos reparados o reemplazados.

La dirección es difícil o rígida

Si la dirección de tu automóvil es difícil o rígida, esto puede ser un signo de problemas en la dirección o en el sistema de suspensión. Si no se aborda este problema, puede afectar tu capacidad para maniobrar tu carro manera fácil y segura. Si notas que tu dirección no funciona correctamente, es importante llevar tu vehículo al taller mecánico de inmediato.

El carro vibra excesivamente mientras conduces

Si tu auto vibra excesivamente mientras conduces, esto puede ser una señal de que hay un problema con los neumáticos o la suspensión. Los neumáticos mal equilibrados o desgastados, o los componentes de la suspensión dañados, pueden provocar vibraciones en el volante y en todo el vehículo. Es importante llevar tu auto a inspeccionar para que puedan diagnosticar el problema antes de que se convierta en un problema mayor.

El auto se inclina hacia un lado

Si tu auto se inclina hacia un lado mientras conduces, esto puede ser una señal de que hay un problema con la suspensión o la dirección. Un amortiguador o un resorte de suspensión dañado puede hacer que el auto se incline hacia un lado, mientras que un problema en la dirección puede hacer que el auto tire hacia un lado. Es importante reparar esto para evitar problemas mayores.

Se consume más combustible de lo habitual

Si notas que tu auto está consumiendo más combustible de lo habitual, esto puede ser una señal de que hay un problema con el motor. Puede haber un problema con el sistema de inyección de combustible, el filtro de aire o algún otro componente importante. Lleva tu auto al taller mecánico para que puedan diagnosticar y reparar el problema antes de que se convierta en un problema mayor.

¿Cuáles son los beneficios del cuidado del automóvil?

Localizar problemas desde el pellizco de raíz significa evitar costosas facturas de reparación a la larga, pues los estás detectando antes de que dañen otros componentes esenciales para el funcionamiento de tu auto. Es por esto que debes estar alerta a señales que te indiquen que tienes que llevar tu vehículo al taller de inmediato. 

Por otro lado, desde simpliCAR recomendamos hacer un mantenimiento regular a lo largo del tiempo, así alargarás la vida útil de tu carro. En esta misma línea, debes saber que el mantenimiento regular en poco tiempo puede ayudarte a ahorrar en el valor de reventa de tu vehículo. Los compradores de automóviles generalmente están dispuestos a pagar más por un automóvil bien mantenido, y el mantenimiento programado puede marcar la diferencia.

cuidado.webp

Agenda tu servicio aquí